Real Madrid entrena sin Asensio y hace turismo a dos días de la final

El Real Madrid vivió este jueves una jornada dividida entre unas horas de descanso en la que los jugadores tuvieron tiempo libre y pudieron hacer turismo, antes de una sesión de entrenamiento en los terrenos de la New York University de Abu Dabi, con Marco Asensio como único ausente.

El jugador balear fue el único integrante de la lista de Santiago Solari que no tomó parte en la sesión programada por el técnico Santiago Solari, en la que los titulares del miércoles ante el Kashima Antlers (3-1) realizaron trabajo de recuperación.

Asensio se resintió contra los japoneses de los problemas musculares en el muslo derecho con los que había terminado el partido del sábado ganado al Rayo Vallecano (1-0) en la Liga española.

Asensio fue suplente ante el Kashima, pero entró en juego en el minuto 60 en lugar del galés Gareth Bale, que acababa de marcar tres tantos. El jugador balear apenas aguantó catorce minutos en el campo y en el 74 fue reemplazado por el brasileño Casemiro.

Después del partido, el entrenador Santiago Solari había lamentado este nuevo percance de Asensio, deseando que no tuviera nada grave.

"Son cosas que suceden en el fútbol. Él no tenía nada, estaba limpio. Entró, estaba bien. Veremos qué tiene, hay que hacer estudios. Esperamos que no sea nada grave porque es un jugador importante", declaró entonces el técnico argentino.

Las pruebas médicas del viernes determinarían si está disponible o no para la final del sábado.

Por su parte, el hispano-dominicano Mariano Díaz, que está también en Abu Dabi y que se cayó de la lista para el Mundial de Clubes en la víspera del debut por su lesión en el muslo derecho, continuó entrenando este jueves separado del grupo.

- El jeque Sergio Ramos -

El entrenamiento cerró una jornada en la que los jugadores tuvieron tiempo libre hasta las 17h00 locales (13h00 GMT), lo que muchos aprovecharon para estar con familia y amigos o hacer turismo en Abu Dabi.

La anécdota de la jornada la protagonizó Sergio Ramos al visitar la gran mezquita de Abu Dabi con un típico atuendo emiratí.

Ramos abandonó por la mañana el hotel de concentración del equipo con un grupo de amigos, todos ellos vestidos con ropas típicamente locales, con una larga túnica blanca (kandura) y una tela cubriendo la cabeza (guthra) sujetada por un cordón negro (agal).

El destino del taxi se conoció poco después en las redes sociales: la gran mezquita Sheikh Zayed, uno de los símbolos de la ciudad y la más grande de Emiratos Árabes Unidos.

"Un lugar único. Respeto y admiración. Gracias por el trato y el cariño", escribió el central andaluz en su cuenta de Instagram, posando con su atuendo local bajo una de las llamativas lámparas del templo.

Contacto/Contact Us
GolTV, Inc.
Phone: +1 (305) 864 9799