El Arsenal y Arteta unen sus caminos, ¿apuesta valiente o desesperada?

Al nombrar este viernes al español Mikel Arteta como entrenador, el Arsenal realizó un cambio arriesgado de política, confiando el equipo a un novato, aunque su pasado en los 'Gunners' y su aprendizaje junto a Pep Guardiola hablan en favor del técnico vasco.

"Welcome back, Mikel!" (Bienvenido de vuelta, Mikel), escribió el club en su cuenta de Twitter para confirmar el regreso de su antiguo capitán, que tendrá la dura tarea de relanzar un equipo sumido en mitad de la tabla con 22 puntos en 17 fechas.

Arteta, de 37 años, disputó cerca de 150 partidos con el Arsenal entre 2011 y 2016, conquistando entre otros títulos dos Copas de Inglaterra, antes de colgar las botas y convertirse en adjunto de Pep Guardiola en el Manchester City.

Antes de recalar en Londres lució los colores del PSG, el Glasgow Rangers, la Real Sociedad y el Everton.

El vasco ya estuvo a punto de ser el elegido para sustituir a Arsene Wenger tras su marcha hace 18 meses luego de 22 años al frente de los 'Gunners', pero una parte de la directiva prefirió la experiencia de Emery.

- Devolver identidad al Arsenal -

Arteta, en su primera experiencia como entrenador principal, hereda un equipo sin identidad de juego clara sobre el césped y que no ha reflejado carácter desde el inicio de la temporada.

Esta elección, en efecto, parece asimismo dictada por el sentimiento de urgencia de un club que sólo ha ganado uno de sus doce últimos partidos, y que corre el peligro de verse una tercera temporada consecutiva fuera de la Liga de Campeones.

Las reservas que impulsaron al club a decantarse por Emery se mantienen también en el momento presente.

El Arsenal, que sustituyó a Emery por su adjunto Freddie Ljungberg -solución provisional con un integrante de los míticos 'invencibles' (49 partidos sin perder entre mayo de 2003 y octubre de 2004)-, ganó tiempo con esa decisión para buscar un entrenador de garantías.

Pero los resultados mediocres y la falta de apoyos técnicos -sólo contaba en su 'staff' con Per Mertesacker y con el entrenador de arqueros-, impulsaron a Ljungberg a pedir a los dirigentes que le encontrasen rápido un sustituto.

La nominación de Arteta sorprende por cuanto el Arsenal tenía al alcance a técnicos contrastados como Carlo Ancelotti, despedido recientemente del Nápoles, Massimo Allegri, o Rafael Benítez, actualmente en China.

Pero el Arsenal se plegó a la tendencia del momento del 'big 6' inglés: confiar las riendas a un antiguo jugador emblemático para crear un vínculo con un pasado glorioso.

- Gran potencial, poca experiencia -

Esos son los casos de Ole Gunnar Solskjaer en el Manchester United y Frank Lampard en el Chelsea.

Los 150 partidos a las órdenes de Wenger, sus dos Copas inglesas y sus dos Community Shields jugaron a su favor en su elección.

Todo ello hace de Arteta un entrenador con un gran potencial, pero con poca experiencia.

Por el momento tendrá asegurado el apoyo del público, y conoce bien a sus jugadores y el campeonato inglés.

"Es un inmenso honor. El Arsenal es uno de los más grandes clubes del mundo. Queremos ser competitivos para conquistar los más grandes trofeos", comentó Arteta, citado en el comunicado del Arsenal.

Su primera misión será recuperar a estrellas que están lejos de su nivel los últimos tiempos (Mesut Özil, David Luiz), y potenciar a jóvenes prometedores como el volante francés Mattéo Guendouzi (20 años) o el delantero brasileño Gabriel Martinelli (18 años).

"Cuando se tienen sueños no hay que impedirlos, hay que perseguirlos", comentó este viernes Guardiola al dar luz verde a la marcha de su adjunto, que a partir de ahora quiere hacerse un nombre por sí mismo.

Contacto/Contact Us
GolTV, Inc.
Phone: +1 (305) 864 9799