Rosario Central vence 1-0 al Táchira y está en cuartos de Sudamericana

El argentino Rosario Central se clasificó a los cuartos de final de la Copa Sudamericana al ganarle al venezolano Deportivo Táchira por 1-0 este jueves en casa, en un triunfo amplio en el rendimiento pero apretado en el marcador.

Emiliano Vecchio (42) anotó el gol para la victoria del equipo rosarino, que selló la serie con un marcador global de 3-2, luego del empate 2-2 en el juego de ida en San Cristóbal.

En los cuartos de final, Rosario Central se enfrentará con el brasileño Red Bull Bragantino, que eliminó en los octavos al ecuatoriano Independiente del Valle.

El empate en dos goles en Venezuela ya le aseguraba buena parte del billete a Central, que de todos modos se volcó con determinación en campo visitante y empezó a generar peligro al Táchira con centros y algunos tiros libres.

El charrúa Zabala tuvo su ocasión con un zurdazo a la altura del punto del penal, pero levantó su disparo. Acto seguido, Vecchio llegó tras una gran jugada colectiva que terminó con un derechazo alto.

Con el paso de los minutos, empezó a salir del sofocón el equipo visitante teniendo más el balón. Pero los rosarinos no cesaban en su ambición.

En uno de los desbordes por los carriles, y tras un rebote, Martínez Dupuy tuvo la apertura con un remate desde muy cerca, pero Cristopher Varela se lució con una atajada impresionante para sacarla por encima.

El gol local estaba al caer y llegó en una lucida jugada individual de Vecchio que tomó la pelota a unos treinta metros del arco, encaró con decisión a puro amague y gambeta, y tras eludir a Varela tocó con calidad hacia el arco vacío para sellar un golazo.

Varela volvió a lucirse para tapar un bombazo que le arrojó Martínez Dupuy sobre el filo de un primer tiempo dominado ampliamente por Central, a tal punto que el Táchira no remató ni una sola vez a la valla rosarina en los 45 iniciales.

- Rosario controló el trámite -

No cambió mucho el desarrollo en el comienzo de la segunda parte, más allá de que el equipo visitante salió más determinado y llegó por primera vez con un disparo de Pérez Greco que contuvo Romero.

De a poco se despertó Táchira, animado también porque la falta de contundencia de Central lo mantuvo vivo en la serie.

Aun con limitaciones, el equipo de San Cristóbal tuvo sus ocasiones en un buen tiro libre de Zalzman que atajó el joven Juan Pablo Romero.

Un cabezazo de Pérez Greco que tapó el arquero, y muy cerca del final un rebote que tomó Covea con potencia, pero el balón dio en la espalda de Almada cuando el portero estaba vencido, fueron los coqueteos de la visita con el gol.

En un duelo abierto, Central volvió a encontrar un freno en las manos de Varela, que le sacó un tremendo disparo de media distancia a Martínez Dupuy, y luego le ganó un mano a mano a Marinelli.

Con mucho más margen en el juego que en el resultado, Rosario Central sigue adelante como el único argentino en carrera entre los ocho mejores en la Copa Sudamericana.